dissabte, 14 de desembre de 2013

CON MI MANO BASTA


Ayer grité.

 

Y puedo decir que no fue de rabia.

Y puedo decir que no fue de furia.

Ayer lloré.

Y puedo decir que lo hice soltando toda mi frustración.

Y puedo decir que lo hice sumergida  en la emoción.

Ayer hablé.

Y puedo decir que lo hice eligiendo cada una de mis palabras.

Y puedo decir que lo hice sabiendo el efecto que tendrían en ti.

Ayer callé.

Y puedo decir que lo que elegí callar fue por ser dañino.

Y puedo decir que lo que silencié era sobre todo mentira.

Ayer amé.

Y puedo decir que te amo.

Y puedo decir que lo hago.

Y puedo decir que lo sé.

 

Ayer grité y hoy, para decirte NO, sólo necesito anteponer así mi mano.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada